lunes, 12 de septiembre de 2011

NUEVA EJECUCIÓN EN ESTADOS UNIDOS

-ANO. Nashville. Que Dios te bendiga al amanecer, se dijo a sí mismo antes de partir rumbo al garrote vil, el ex paramédico Johan Fornes, natural de Toledo (Ohio) y ajusticiado en Tennessee en la mañana de hoy.  Fornes fue condenado por acceder violenta y carnalmente a una mujer malherida mientras la auxiliaba en la ambulancia que la llevaba al hospital más cercano. “La amé cuando supe que estaba muerta”, dijo Fornes durante el juicio, tratando de defenderse pues, de ser así, el cargo no hubiese sido violación. No hubo pruebas que fundamentaran su afirmación. Dios lo bendijo al amanecer, mientras el ruido tenue de la ciudad sirvió de fondo para la asfixia de Johan.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario